top of page

Grupo Humberto Jaimes

Público·9 miembros

El Placer Del Pirata (Al Tiempo Del Pirata 2)- ... !LINK!


Si quieres decidir qué libro sobre piratas y romance elegir entre los muchos títulos que abordan el mismo tema, puedes echar un vistazo a las mejores reseñas de lectores que ya han ordenado el libro en el pasado.




El placer del pirata (Al tiempo del pirata 2)- ...



La realidad de los bandoleros de agua salada fue siempre miserable, a veces ligada a la política, a veces desarrollada por gentes sin nada que perder y, por lo mismo, de corto honor y orgullo corto. Piratas los ha habido por doquiera, pero la plaga más grandiosa la propagaron los intrépidos piratas caribeños de los siglos XVII y XVIII. Y de ahí viene un segundo sueño: los piratas eran los perfectos criollos: unían en sí lo europeo, lo americano, lo africano y lo asiático. O mejor aún: se mofaban de las fronteras culturales. Son deshechos de las más variadas culturas; algo les une. Se enfrentan a la globalización fetichista del comercio con verdadero placer criollo. Y al armamento tecnológico, con agilidad y astucia.


Al propio tiempo, ha de considerarse bajo otros dos aspectos: puede ascender a la categoría de héroe popular (un tipo que sólo roba a los que se lo tienen merecido y que entrega el botín a los pobres), y aun a la de revolucionario que, para sostener la lucha emancipadora, ataca al enemigo imperial. Y las tripulaciones de piratas se reclutan coherentemente con eso: entre disidentes y ciudadanos transterrados, entre los famélicos y los condenados de esta Tierra, entre esclavos evadidos y delincuentes prófugos. Un material superlativamente contradictorio.


La situación económica en Carolina del Norte no pasaba entonces por su mejor momento y el gobernador de la colonia, Charles Eden, llegó a un acuerdo con Barbanegra por el cual el pirata y su tripulación serían perdonados acogiéndose al Acta de Gracia. A cambio, parece ser que el gobernador acordó dejarle actuar con total impunidad y a cambio recibir una parte del botín que Barbanegra obtuviera de sus fechorías. En esa época, el pirata se casó con una jovencita de dieciséis años y se estableció como si fuera una persona honrada en la isla de Ocracoke.


Pero la farsa duró poco. En mayo de 1718, Barbanegra sitió la ciudad de Charleston y mantuvo secuestrada a toda la población. Tan sólo levantó el bloqueo cuando le entregaron un rescate de mil quinientas libras. La leyenda cuenta que Barbanegra llevó a cabo esta acción para hacerse con un lote de medicamentos para curar a su tripulación, que sufría de sífilis. Para el pirata la salud de sus hombres era fundamental, hasta el punto de que cuando capturo la nave francesa Concorde, Barbanegra se deshizo de toda la tripulación excepto de los cirujanos del barco.


El 22 de noviembre de 1718, Barbanegra, que ya estaba avisado de la llegada del teniente inglés, puso rumbo hacía el interior de los canales de la isla a bordo del Adventure. Maynard ordenó que una chalupa se hiciera a la mar para observar los movimientos de la nave de Barbanegra quien, al darse cuenta, la cañoneó a placer. Tras izar la enseña real, Maynard ordenó a sus naves que se dirigieran tan rápido como pudieran para interceptar a Barbanegra. Éste, al ver a las naves inglesas dirigirse hacia su posición, ordenó la retirada mientras sus cañones disparaban una y otra vez contra los ingleses. Según algunas versiones, todas las naves quedaron varadas por falta de viento, por lo que Maynard se vio obligado a perseguir al pirata a golpe de remo. Pero las naves inglesas no iban armadas con cañones y el teniente ordenó a sus hombres que disparasen sin cesar con sus armas cortas.


Mientras Maynard se iba deshaciendo del lastre, Barbanegra empezó a increparle: "Malditos villanos! Quiénes sois? Y de dónde venís?", a lo que Maynard le respondió que no era pirata y que él mismo subiría a su barco en cuanto pudiera. En respuesta a su desafío, Barbanegra, con un vaso de ron en la mano, le contestó: "Así se condene mi alma si os doy cuartel u os pido alguno".


En la película Piratas del Caribe: en el fin del mundo se le menciona como uno de los creadores del código pirata, cuya copia se guarda en la Bahía del Naufragio, donde se reúne la cuarta corte pirata.


Sombra es una pirata cibernética de origen mexicano con una interesante historia detrás. Si quieres conocer cómo será su aspecto y de lo que será capaz de hacer, estás de enhorabuena porque Blizzard ha revelado los primeros diseños conceptuales y skins, algunas de sus habilidades y espectaculares vídeos.


Para la década de 1660, Port Royal era conocida como una ciudad de piratas, violencia y caos llegando a tener una taberna por cada diez residentes. Tanto fue así que los británicos optaron por restablecer la ley eligiendo al ex pirata Henry Morgan como gobernador, que acabó convirtiendo Port Royal en destino final de las correrías de muchos de sus antiguos compañeros.


En Jamaica, Henry Morgan no se dedicó a perseguir piratas para ajusticiarlos, sino todo lo contrario: En el juego, el gobernador de la isla invita a todos sus amigos piratas para que saqueen la costa a placer e incluso ha creado una carrera llamada el Gran Desafío para que tengan algo con lo que entretenerse por si acaso el exceso de tabernas les pareciera atractivo insuficiente.


Así pues, estamos ante un juego de carreras muy sencillo, perfecto para iniciar a nuevos jugadores y que aprendan algunas mecánicas sencillas en un entorno colorido y atractivo como sólo puede serlo un juego de piratas y al mismo tiempo tiene la suficiente profundidad como para que los jugones más experimentados encuentren un desafío a su altura.


Mañana se convoca Parlamento. Hay que renegociar el convenio colectivo. Los liberados piden subir el impuesto pirata y los sindicados exigen a la patronal un aumento de litros de ron recibidos por barco hundido. Sobre lo del impuesto no se, pero lo del ron si que lo veo.


Lo usual era que los grupos de piratas estuvieran conformados enteramente por hombres, algo que a la larga se convertía en un problema por temas como el temperamento de algunos, la falta de comida y -por supuesto- la falta frustración que traía de actividad sexual. 041b061a72


Acerca de

¡Te damos la bienvenida al grupo! Puedes conectarte con otro...

Miembros

bottom of page